Mudarse a Dakar

Seguro médico y vacunas

Dakar cuenta con una oferta bastante amplia de médicos generales y especialistas que cubren los servicios básicos de sanidad. Sin embargo, quizás sea interesante contratar un seguro médico que cubra los gastos de enfermedades graves, accidentes o repatriación.

Seguro médico y vacunas

Hay diversas compañías en España que ofrecen estos servicios: Mafre, Ocaso, Santa Lucía, Axa… depende de tus necesidades y del tiempo que quieras estar aquí te convendrá una u otra. Para servicios básicos como repatriación, decesos, asesoría legal, etc., Ocaso es de las más baratas y funciona bien (aunque depende de la oficina provincial). Algunas tienen representantes en Dakar que te orientan sobre qué médicos visitar y cubren los gastos de antemano, lo que facilita bastante los trámites.

Muchas personas prefieren contratar un seguro sanitario en España, que tenga amplia cobertura y proporcione una asistencia de calidad y en tu idioma, de manera que si te sucede algo grave o tienes alguna enfermedad extraña puedes volar a España y recibir la atención fácilmente (no cubren el vuelo, pero a veces compensa). Para las consultas sencillas como gripes, gastroenteritis, etc., aquí puedes consultar buenos médicos privados por precios muy razonables (la consulta suele estar entre los 20.000 y los 30.000 CFA).

Además, si te planteas quedarte en Senegal, puedes considerar algunas ofertas de seguros en Senegal: AGE Assurances, por ejemplo, es una empresa de españoles que propone un servicio muy completo de cobertura en todo el país y con cuotas anuales muy interesantes (300.000 CFA/año; con una devolución del 80% de los gastos). Contacto: age.audit@gmail.com o por teléfono: +221 77 786 73 00 (hablan español).

Siempre se recomienda visitar Sanidad Exterior antes de viajar, pero tampoco es necesario obsesionarse con las enfermedades, vacunas y demás peligros. Senegal, y especialmente Dakar, es un lugar con pocas enfermedades graves y fácilmente evitables si se toman precauciones.

La vacuna de la fiebre amarilla no es obligatoria para entrar en el país, ya que España no es un país endémico, pero sí que te la exigirán si viajas desde Senegal a otros países, con lo que es recomendable ponérsela. Además, dura 10 años así que te da tiempo a sacarle partido. En Dakar puedes acudir al Instituto Pasteur para cualquier tema relacionado con vacunas: fiebre amarilla, rabia, etc.; no son baratos pero la asistencia es buena.

Malaria

La malaria es muy común en Senegal y los médicos te recomendarán que tomes la profilaxis (Malarone). Sin embargo, estas pastillas sólo se pueden tomar por un periodo máximo de 4 semanas, con lo que si planeas vivir aquí más de ese tiempo tienes que contemplar otras medidas de protección:

  • Vivir en zonas que no estén muy pobladas ni cerca de agua estancada (canales, zonas con problemas de inundaciones…).
  • Utilizar siempre mosquitera para dormir y en las ventanas de la casa.
  • Usar repelente si te están picando.
  • La recomendación de las mangas largas, los pantalones largos y las botas de montaña vale cuando vienes durante un mes, pero si vas a vivir aquí te morirás de calor, abandonarás el look Coronel Tapioca y acabarás poniéndote el vestido de verano y las chanclas.
  • El uso de ventilador o aire acondicionado para ahuyentar mosquitos no funciona en Senegal.
  • Comer mucho ajo cambia tu olor corporal y ahuyenta a los mosquitos, pero también a las personas.

Aquí puedes encontrar información detallada sobre la enfermedad y la profilaxis, es importante leer un poco sobre ello y tomar las precauciones adecuadas, pero tampoco necesitas enloquecer, muchos llevamos aquí años y no cogido nada; otros, desafortunadamente, han pasado la malaria y, aunque se pasa mal, teniendo acceso a medicinas y médicos se sobrevive :).

Otras enfermedades: nuestro cuerpo no está acostumbrado al agua, el calor, o las bacterias de aquí, y es muy normal tener molestias frecuentemente: estómago hinchado, diarrea, alergias, hongos en la piel…. Cuidar la alimentación no es un tópico, es necesario, y beber agua embotellada, lavar bien/hervir/cocinar/pelar los alimentos, evitar las manzanas y la lechuga al principio o no tomar lácteos o huevos si no sabemos en qué condiciones están puede ahorrarte un mal trago.

El agua

Agua del grifo: todo depende de la zona, pero no es aconsejable beberla habitualmente: por una parte está muy sucia (aunque no se vea) y por otra, hay días que lleva una cantidad de cloro o de otros químicos considerable.

Kirène: es la marca local de agua mineral. Es perfectamente bebible y la mejor opción ya que la encuentras en todo el país y además es barata. También se comercializan otras marcas como Evian, que teóricamente tienen mejor calidad, pero el precio también es mucho más elevado.

Bolsas de agua “sachets”: es muy común encontrar vendedores de agua empaquetada en bolsas de plástico. Hay varios tipos de agua, la filtrada (comercializada marcas locales y en bolsas de plástico duro) y la del grifo (comercializada por personas que rellenan bolsas en sus casas y las enfrían en la nevera). En ninguno de los dos casos el agua es mineral y además han sido protagonistas de escándalos por falta de higiene, pero si tienes que escoger, es preferible la primera opción.

Botellas de Kirène rellenas: en la calle podrás encontrarte vendedoras de agua del grifo en botellas de Kirène. Para saber si es mineral o del grifo sólo tienes que ver si el tapón está sellado.

Agua del pozo: operación bikini garantizada.

También te puede interesar: