Mudarse a Dakar

Las gestiones de los gastos

Compañías telefónicas e Internet

Existen varias compañías que ofrecen servicios de internet, telefonía y televisión. Cada poco lanzan ofertas de crédito y hay días que puedes obtener hasta un 150% extra del total de tu recarga, con lo que si recargas 1.000 CFA, te llegan 2.500 CFA.

Puedes pagar las facturas en las oficinas de cada compañía o a través de OrangeMoney si escoges Sonatel/Orange

Cada compañía ofrece packs diferentes en función de lo que te interese contratar y la calidad de la línea depende de la zona en la que vivas, pero en general es bastante aceptable.

Para contratar la línea con Orange debes dirigirte a las oficinas oficiales, donde te pedirán la fotocopia del pasaporte y el dinero. Después tardan entre 3 y 15 días en realizar la instalación de la línea. Si te cambias de casa o de “pack”, tendrás que pagar otros 10.000 CFA como tasa de transferencia.

Puedes visitar los enlaces para descubrir las ofertas actuales:

Orange/Sonatel
Servicios: teléfono, TV, Internet en el móvil e Internet wifi con router doméstico o con una llave USB.
Oficinas: agencias en diferentes barrios por todo Dakar, fácil acceso.

Tigo
Servicios: telefonía, Internet en el móvil, Internet con router doméstico o con una llave USB.
Oficina principal: Rond Point des Almadies.

Expresso
Servicios: telefonía, Internet en el móvil, Internet con router doméstico o con una llave USB.
Oficina principal: Rond Point des Almadies.

Kirène

Pagar el agua

La compañía que se encarga de llevar agua a tu casa es la SDE (Sénégalaise Des Eaux), que tiene oficinas por toda la ciudad. Cada dos meses viene un encargado de la compañía a leer el contador. Si tienes el contador dentro de casa tendrás que estar pendiente, si viene y no estás para atenderle te harán una estimación de consumo en relación a las facturas anteriores.

Las facturas de la SDE llegan cada dos meses (cada mes para cosumidores grandes. empresas, etc.) con al menos 15 días de margen antes de la fecha de vencimiento de pago, y se pagan en las sedes o con el servicio de OrangeMoney. El problema de pagarlo en las oficinas es que, o vas temprano por la mañana, o hay unas colas tremendas; el problema de pagarlo con OrangeMoney es que tienes que sumar 500 CFA a la factura por gastos de servicio, pero sin duda merece la pena.

Las facturas suelen ser bajas, el agua no es costosa en Senegal, pero si aún así no puedes pagar la factura del mes, puedes pedir que te la aplacen un poco, es negociable.

Es importante que cuando alquiles una casa hagas varias comprobaciones: la primera es que la casa tenga un contador individual, ya que a veces las casas comparten contadores y es un jaleo para calcular el consumo; la segunda es que al entrar en la casa pidas que el contrato no tenga deudas con la empresa, es decir, que la persona propietaria pague los gastos de agua hasta el día en que entras a vivir; y la tercera que compruebes las tuberías para verificar que no haya fugas de agua, bastante comunes en las instalaciones antiguas.

Pagar la luz

En Senegal sólo hay una compañía eléctrica, SENELEC, y también tiene oficinas por toda la ciudad. Como con el agua, las facturas se pagan cada dos meses, y se pueden liquidar tanto en las oficinas, como por OrangeMoney como en las tiendas que trabajan con Wari (Wari es una compañía de transferencia de dinero, como Joni Joni o Western Union, que se usa también para pagar facturas, y que encontrarás en muchas tiendas de barrio).

Así como el agua tardan en llegar a cortar el servicio, con la luz puede pasarte lo contrario, no suelen tardar mucho en venir a casa a cortar los cables!!!! Si te sucede, tendrás que ir a pagar la deuda y después pagar a un electricista para que te arregle la avería. Es muy común que haya cortes de luz, cortos y largos, en según qué barrio pueden durar hasta un día entero, aunque lo normal es que no pase de 3h.

Al igual que con el agua, asegúrate de que los contadores sólo cuenten el consumo de tu casa y de que cuando entras en la vivienda la deuda esté a cero.

Los enchufes son iguales que en España, y el voltaje es de 220V, excepto cuando hay bajadas o subidas de tensión. Esto puede ser problemático, ya que se te pueden estropear los aparatos que tengas enchufados. Para evitar la catástrofe, puedes comprar un regulador de tensión, o regletas que funcionen como tal, y enchufar ahí tus electrodomésticos y dispositivos más valiosos. Si la catástrofe no se ha podido evitar, puedes reclamar a SENELEC, pero te deseo suerte con eso.

Si tienes que gestionar la instalación, tendrás que seguir los siguientes pasos:

  • Contratar a un electricista para que te haga la instalación.
  • Ir a las oficinas de Senelec con tu pasaporte, el contrato, un documento que pruebe que estás a cargo de la casa y una lista aproximada de los aparatos que vas a enchufar en casa.
  • Hacer un depósito de 100.000 CFAS.
  • En la oficina te darán un recibo y una especie de ficha de abonado que tendrás que rellenar.
  • Tener paciencia y esperar entre 10 y 30 días para que te vengan a instalar el contador. (Te llaman primero)
Personal de limpieza, cocina, cuidado de niños.

El personal doméstico es muy barato en Senegal. En Dakar, el salario medio por día de limpieza está entre 3.000 y 5.000 CFA, aunque si vas a los barrios periféricos pagan bastante menos. También depende del tamaño de la vivienda, del número de niños, de si incluye lavar la ropa a mano o de si contratas los servicios de manera puntual o continua. De manera continua puedes encontrar salarios muy variados: hay chicas que ganan 35.000 CFAS al mes por trabajar de lunes a viernes, y hay otras que ganan 150.000 CFA; al final el salario dependerá de ti y de lo que consideres justo en relación al trabajo que desempeña.

Hay que tener en cuenta que en Senegal es común cubrir la comida de tus empleados, que pueden comer contigo o puedes darle dinero para que compre el menú en un restaurante del barrio. Por supuesto los materiales de trabajo los pones tú, y no siempre coinciden con los que usamos en España. Por ejemplo: aquí sueñen usar unas redes de colores para limpiar los azulejos, los pantalones vaqueros, etc.; también unas escobas de pajas gruesas o un trapo grande y un caldero para limpiar el suelo.

Los salarios se pagan mensualmente o cada día de trabajo, en función de las condiciones del acuerdo, y aunque poca gente lo hace, es recomendable hacer contratos legales y dar de alta a los trabajadores en la Seguridad Social (CSS y IPRES).

Para encontrar personal suele funcionar el boca a boca ya que te fías más de alguien que viene con recomendaciones. No obstante, también suele haber chicas que buscan trabajo de puerta en puerta, y algunas agencias que ofrecen personal formado, como la Pouponnière de Dakar en Point E o el Centre de formation des employés de maison en Ouakam.

Personal de seguridad

Mucha gente opta por tener guardianes a la puerta de casa, ya que es fácil que entren a robar en las viviendas particulares. No suelen ser robos con violencia, la gente se da cuenta de que les han robado cuando se despiertan por la mañana o al volver de un viaje. Generalmente, los guardianes se contratan a través de compañías especializadas como SAGAM o PHOENIX. EL precio del servicio ronda los 150.000 CFA, el personal está formado y equipado con uniforme y una porra, pero los trabajadores ganan muy poco trabajando más de 50h semanales, a veces en horarios nocturnos y con contrataciones irregulares.

Tirar la basura

Hay dos soluciones para los residuos:

Por una parte están los camiones de basura que pasan más o menos a diario, tocan la bocina del camión varias veces y entonces tienes que salir a llevarles la basura. Este servicio se paga obligatoriamente con el impuesto de basuras (TOM), que es el 3,6% del alquiler y del que se suele encargar el propietario de la vivienda.

En algunos inmuebles tienen habilitados unos contenedores hechos con bidones de gasolina que luego vacían los del camión de la basura, pero en muchos otros sitios no hay. Si te has perdido el camión, tienes la opción del carretillero o borom sarret, que suele ser un chaval que pasa cada mañana con su caballo y su carreta recogiendo lo que la gente quiera tirar y llevándolo a las zonas donde se pueden echar las basuras (generalmente en un descampado cerca del aeropuerto). No tiene un precio fijo, cada uno le paga lo que estima conveniente en función de la cantidad de basura.